viernes, 9 de julio de 2010

UN VOLUNTARIO MAS



Este año el operativo de voluntarios se ha visto crecer en número. Cabe destacar la colaboración de numerosos jóvenes saharauis que se encuentran en la Región y que el viernes acudieron al Centro para ofrecer sus servicios. Mi agradecimiento a todos pero en especial a uno. Ha sido ejemplo, sacando fuerza de flaqueza. Ha estado ahí en todo momento, ha viajado al aeropuerto, ha distribuido a los niños y siempre con una tímida sonrisa en los labios. Ibrahim Husain Abait gracias por ofrecerte a ser voluntario en Herencia y por todos los amigos que has dejado. Tu ejemplaridad ha emocionado a más de uno. Es lógico que la juventud voluntaria quisiera saber de él, de su vida en los campamentos, de aquella manifestación con la columna de los mil, de la rabia del momento. Contestaba a todas y cada una de las preguntas que le formulaban mientras esperábamos tomando te en la madrugada de la última noche para ir al aeropuerto. Quiso terminar para hablar de otros temas “la explosión de la mina que mutiló mi pierna, valga para que España no venda mas armas a Marruecos, para que el mundo sepa que a los saharauis no nos importa el precio que tengamos que pagar para conseguir nuestra tierra, .... ... y hablando de otra cosa bilbo, si estoy por aquí cuenta conmigo para el año que viene, ¿vale?”. Vale Ibrahim, siempre serás bienvenido.

1 comentario:

Antònia Pons Valldosera dijo...

Asesinos los que las colocan, los que las fabrican y los que las venden.
Estaba allí en los Campamentos cuando ocurrió y pueden creerme ono. Durante todo el día estuve inquieta, sabía que algo iba a ocurrir. llamé a casa, a mis hijas hasta que supe, al atardecer rojizo, lo que había pasado. Fue en un viernes santo.
¡Qué entereza y qué coraje!
Un abrazo a ambos